0
es
US
WSM
215468693
Su cesta esta vacía
Menú

Cantidad limitada

Nerve Comfort

Complemento alimenticio para la salud y el confort de los nervios.

Sin opiniones Leer las opiniones

Los mejores nutrientes neuroprotectores para la función nerviosa
  • La acetil L-carnitina se está estudiando ampliamente como posible tratamiento del dolor neuropático y la pérdida de sensibilidad.
  • La N-acetilcisteína es un precursor del glutatión, un escudo celular natural que combate el estrés oxidativo causante de muchos trastornos nerviosos.
  • El ácido alfa-lipoico es una de las sustancias más prometedoras para la neuropatía (en particular la neuropatía diabética).
  • La vitamina B1 (benfotiamina), la vitamina B12 (metilcobalamina) y el bisglicinato de magnesio contribuyen al funcionamiento psicológico normal y al funcionamiento normal del sistema nervioso.

Compra inmediata

60 comprimidos

59.00 €

Nuevo

Entrega automática

60 comprimidos

59.00 €

54.28 €

Quiero

cada

Nerve Comfort

Vegano
Sin gluten
Sin nanopartículas
Sin excipientes controvertidos
Sin lactosa
Sin edulcorantes

El complemento alimenticio Nerve Comfort reúne los compuestos más beneficiosos para la neuroprotección (la protección de las células nerviosas). Sus diferentes ingredientes han sido seleccionados para ayudarle a mantener una función nerviosa saludable y reducir las molestias relacionadas con los nervios.

Esta fórmula innovadora es especialmente útil en caso de neuropatía. La neuropatía se refiere a un grupo de trastornos causados generalmente por daños a los nervios periféricos. Puede provocar dolores, entumecimiento, debilidad, disfunción en las zonas afectadas, etc. Los nervios afectados pueden estar dañados por la diabetes, por una herida o por una carencia de vitaminas B.

Nerve Comfort está clasificado en nuestra categoría dedicada a la nutrición cerebral y al sistema nervioso.

Nerve Comfort, un complemento inspirado en los tratamientos para el dolor neuropático

Los tratamientos prescritos para el dolor neuropático suelen combinar fármacos con complementos alimenticios diseñados para aumentar la ingesta de ciertas vitaminas y otros nutrientes beneficiosos para el sistema nervioso.

Nerve Comfort se basa en los últimos avances científicos en neuropatía para ofrecer una sinergia de 6 compuestos cuidadosamente seleccionados:

  1. N-acetilcisteína (NAC): este aminoácido es el precursor del glutatión, el famoso antioxidante natural del organismo. Implicado en la desintoxicación de las sustancias nocivas y en la regeneración de otros antioxidantes, el glutatión actúa como un auténtico centinela frente a las distintas formas de estrés celular. Se está estudiando por sus potenciales propiedades neuroprotectoras (1).
  2. Acetil L-carnitina: este éster acetilado de L-carnitina es una de las moléculas más recientemente probadas y más prometedoras para el alivio de las neuropatías. La literatura científica le atribuye posibles propiedades analgésicas (calmantes del dolor) a través de la activación de los receptores situados en las neuronas de los ganglios de la raíz dorsal (modulando la transmisión de las señales de dolor). También se cree que es eficaz contra la pérdida de sensibilidad. (2).
  3. Benfotiamina: esta forma de vitamina B1 contribuye al funcionamiento normal del sistema nervioso en particular mejorando el metabolismo energético de las células nerviosas. Una carencia de vitamina B1 se manifiesta típicamente por una pérdida de sensibilidad en las extremidades y dolores quemantes (3). Además de ser una forma de vitamina B1 más biodisponible que la forma “clásica” (denominada tiamina), la benfotiamina parece ofrecer una protección contra el daño inducido por la glicosilación de las proteínas nerviosas, un proceso a menudo acelerado en las afecciones neuropáticas.
  4. Ácido alfa-lipoico: unos estudios en personas con neuropatía han medido el potencial del ácido alfa-lipoico (un protector endógeno presente de forma natural en las células humanas) en la eliminación de radicales libres lipofílicos en el nervio periférico y la regeneración de las fibras nerviosas. Este compuesto está resultando especialmente eficaz en sujetos diabéticos, en los que la hiperglucemia no controlada induceestrés oxidativo que perjudica la correcta irrigación de las células neuronales y provoca la glicación de las enzimas antioxidantes neuroprotectoras (de ahí las lesiones nerviosas periféricas frecuentemente observadas) (4).
  5. Bisglicinato de magnesio: el magnesio contribuye al funcionamiento normal del sistema nervioso y a un funcionamiento psicológico normal. Unos estudios sugieren que este mineral puede estabilizar los canales de calcio, tener efectos antiinflamatorios y bloquear los receptores NMDA, reduciendo así la hiperexcitabilidad nerviosa y la transmisión del dolor (5). La forma de magnesio elegida, el bisglicinato de magnesio, tiene fama de ser la más biodisponible.
  6. Metilcobalamina: esta forma de vitamina B12 también interviene en el funcionamiento normal del sistema nervioso contribuyendo a la reparación y a la regeneración de los nervios así como a la síntesis de la mielina (la vaina nerviosa). La carencia de vitamina B12 está estrechamente asociada al desarrollo de trastornos neuropáticos periféricos (6). La forma elegida de B12, la metilcobalamina, tiene la ventaja de ser directamente utilizable y fácilmente absorbida por el organismo.

Dolores neuropáticos: ¿cuáles son los síntomas?

Características de estos dolores nerviosos crónicos

No existe ningún marcador biológico que pueda probar formalmente el dolor neuropático. El diagnóstico se basa principalmente en la descripción que hacen los pacientes de su propio dolor. No obstante, existen directrices que resumen las principales características del dolor neuropático para ayudar a los profesionales a reconocerlo.

Dolor neuropático: ejemplos típicos

  • Un dolor quemante, como de frío doloroso y/o de descarga eléctrica.
  • Hormigueo, picor, entumecimiento o prurito en la zona afectada.
  • Una pérdida parcial o total de la sensibilidad al tocar la zona dolorida (hipoestesia o anestesia).
  • Un aumento de la percepción del dolor tras un estímulo normalmente indoloro (alodinia) (7).

¿De dónde procede el dolor neuropático?

Aunque la etiología del dolor neuropático sigue siendo muy variada, hay una serie de orígenes comunes:

  • Los ictus (ACV) y los tumores cerebrales.
  • La neuropatía diabética en caso de una glucemia mal regulada, que provoca una polineuropatía periférica (8).
  • La neuropatía postherpética, tras el herpes zóster (9).
  • La compresión nerviosa localizada: tumores, fracturas de discos vertebrales (dolor neuropático en las piernas), lesiones del nervio mediano de la mano (síndrome del túnel carpiano).
  • Las lesiones de la médula espinal (accidente, esclerosis múltiple…).
  • Determinadas intervenciones quirúrgicas (toracotomía, mastectomía, cirugía de la columna vertebral…).
  • Ciertos tratamientos de quimioterapia que presentan neurotoxicidad (10).
  • Una carencia de ciertas vitaminas del grupo B (en particular B1, B6 y B12) (11).

¿Qué diferencia hay entre dolor neurológico y dolor neuropático?

Los términos dolor neuropático, dolor neurogénico o dolor neurológico son sinónimos. A diferencia del llamado dolor "nociceptivo", no se desencadena por una agresión directa al organismo (inflamación, traumatismo, infección, etc.), sino por una lesión de los circuitos de detección del dolor. Se produce de forma secundaria a lesiones o disfunciones del sistema nervioso (cerebro, médula espinal o nervios) (12).

En qué consiste Nerve Comfort

N-acetilcisteína
Acetil-L-carnitina
benfotiamina
Ácido alfa lipoico
Bisglicinato de magnesio
Metilcobalamina

¿Tiene alguna pregunta o duda?

¿Puede desaparecer el dolor neuropático?

Un dolor crónico tenaz

Excepto en los casos de compresión nerviosa "mecánica", que a veces puede reabsorberse mediante cirugía o reducción de una masa tumoral, es desgraciadamente raro que un dolor neuropático desaparezca totalmente. En primer lugar, los nervios dañados no se regeneran sistemáticamente. En segundo lugar, el dolor neuropático responde mal a los analgésicos convencionales (paracetamol) así como a los derivados opiáceos (morfina), lo que complica su tratamiento (13).

¿Cuáles son los tratamientos convencionales del dolor neuropático?

No obstante, todavía es posible reducir la percepción del dolor y recuperar una mejor calidad de vida. Las estrategias terapéuticas actuales suelen combinar tratamientos farmacológicos (antiepilépticos como la gabapentina o la pregabalina, antidepresivos como la duloxetina, emplastos de lidocaína, parches de capsaicina, administración de toxina botulínica para el dolor localizado…) y tratamientos no farmacológicos (estimulación eléctrica transcutánea o transcraneal…) (14)

También efectos adversos

No obstante, hay que señalar que estas clases de medicamentos se asocian a ciertos efectos secundarios notables (somnolencia, mareos, temblores, problemas de coordinación...) (15-16) Deben introducirse de forma gradual y bajo estrecha supervisión médica, con un aumento gradual de las dosis a lo largo de varias semanas.

¿Cómo vivir con una neuropatía?
  • Diríjase a los centros de tratamiento del dolor (con remisión del médico). Las unidades especializadas en el tratamiento del dolor ofrecen una respuesta más completa, gracias a una atención multidisciplinar y una supervisión personalizada que permiten revisar constantemente la estrategia terapéutica.
  • Controle su nivel de azúcar en sangre si tiene diabetes. La prevención de la neuropatía diabética requiere un control regular de los niveles de azúcar en sangre, cuyas subidas repentinas afectan a la integridad del tejido nervioso.
  • Considere la kinesioterapia. Las sesiones de kinesioterapia ayudan a prevenir la atrofia muscular de las extremidades afectadas por la neuropatía, a disminuir la sensibilidad y el dolor y a conservar un cierto grado de movilidad (17).
  • Pruebe enfoques alternativos complementarios. Algunas personas encuentran a veces cierto alivio físico y psicológico a través de la hipnosis, la acupuntura o la meditación mindfulness (18).
  • Aprenda a controlar mejor su estrés. Parece existir una relación mutua entre el dolor neuropático y el estrés (19). Cuando el dolor crónico provoca ansiedad o trastornos depresivos, las terapias conductuales y cognitivas pueden ser beneficiosas.
¿Cuáles son los mejores complementos para combinar con Nerve Comfort en caso de neuropatía?

En caso de neuropatía diabética

En el caso de la neuropatía diabética, es fundamental normalizar los niveles de azúcar en sangre. Plantas como la banaba (el núcleo del complemento Glucofit™), que ayuda a controlar los niveles de glucosa en sangre, o berberine extracto de agracejo, que favorece el metabolismo de los hidratos de carbono, pueden aportarle una ayuda inestimable (con la aprobación de su diabetólogo).) (20-21).

Para controlar la inflamación nerviosa

Para controlar la inflamación nerviosa subyacente al dolor neuropático, también puede recurrir a la cúrcuma, que posee propiedades antioxidantes y antiinflamatorias gracias a su curcumina (Curcumin Solution, cuya forma de curcumina es 185 veces más biodisponible que la forma clásica) (22). Otra opción es optar por una formulación sinérgica que la contenga (como InflaRelief Formula, que combina la cúrcuma con otras 11 sustancias naturales dedicadas al equilibrio interior).

¿Necesita ayuda?

Telefono

Llámenos al
0034 912 18 40 62
de 8h30 a 18h00

Preguntas frecuentes

Respuestas a las preguntas más frecuentes

Formulario de contacto

¿No encuentra la respuesta a su pregunta en el sitio web y quiere ponerse en contacto con nosotros directamente?
Escríbanos
Pago seguro
32 años de experiencia
Satisfecho(a)
o reembolsado(a)
Envío rápido
Consulta gratuita